Tu perro se pasó de kilos hace tiempo y lo sabes. Sin embargo, parece ser que lo has intentado todo para solucionarlo y nada funciona. El sobrepeso no es solo una consecuencia del exceso de comida, prueba con estas sencillas recomendaciones para mejorar la salud de tu mejor amigo.

 

Sobrepeso en perros


Dietas Medicadas

Nunca las uses sin recomendación del veterinario, estas dietas están formuladas para corregir problemas graves de obesidad y tienen sus riesgos si no se usan correctamente. Si el problema apenas comienza, puedes optar por una dieta “Light” o baja en grasa, combinada con ejercicio. Si no hay resultados visibles, debes consultar con el veterinario para iniciar una dieta de reducción controlada.

Actitud “Fit”

De nada sirve comprar la dieta medicada más costosa para hacer que tu perro baje de peso, si no la complementas con actividad física. Caminatas, salidas a trotar y a jugar con otros perros son hábitos muy saludables. La falta de tiempo no es una excusa, puedes inscribir a tu perro en un colegio canino de confianza, donde podrá correr, jugar y realizar actividades como caminatas o natación, que mantendrán su metabolismo activo y reducirán el estrés, otro factor de riesgo que contribuye al sobrepeso.


Síndrome del Perro “Velón”

Aunque no es una condición clínica reconocida como tal, hace parte del día a día de muchas familias que tienen un perro en casa. No puedes resistir sus ojos llenos de ternura cuando te pide un bocado en la mesa? No puedes evitar darle un “bocadito” de tu cena? Un solo bocado en cada comida, hace la diferencia en perros predispuestos al sobrepeso, si tu perro está a dieta, NO LO HAGAS!

Exámenes complementarios

Si después de seguir la dieta al pie de la letra, tu perro no ha perdido ni un gramo, acude corriendo al veterinario. El sobrepeso podría ser solo una consecuencia de alguna enfermedad grave inicialmente silenciosa. Registra semanalmente el peso de tu mascota y pide al veterinario una revisión general que incluya los exámenes necesarios. Es mejor prevenir que lamentar.